Ingredientes
Acerca de / Ingredientes
 

Nuestros ingredientes son tesoros del suelo y el mar.

 
El Complejo Correctivo CBD combina CBD, junto con otros cannabinoides clave, a alta presión y temperaturas extremadamente bajas para aislar, preservar y mantener la pureza del aceite para producir una fórmula única que ayuda a restaurar la homeostasis perfecta en el cuero cabelludo, lo que resulta en folículos pilosos más fuertes y, por lo tanto, un cabello más voluminoso, saludable y predecible.
La avena es rica en ácidos grasos omega-6 que ayudan a reparar el cabello dañado.
La cebada contiene un complejo de vitamina B y hierro que promueve el cabello sano, así como niacina y procianidina, los elementos responsables del crecimiento del cabello.
El Pisum sativum está enriquecido con una variedad única de fitonutrientes y propiedades antioxidantes que proporcionan beneficios suavizantes y voluminizadores para el cabello.
El aceite de almendras dulces es rico en vitaminas, incluidas las vitaminas B (B1 y B6) que son conocidas por promover el crecimiento del cabello. A su vez, contiene vitamina E, un antioxidante que también es conocido por afectar el crecimiento del cabello al reparar los folículos capilares y mantenerlos sanos y libres de inflamación.
Las algas rojas y las algas hipneas se usan en todo el mundo en muchos productos para el cabello de alta gama y para el tratamiento del cabello con el fin de ayudar a reestructurar y suavizar el mismo.
La quinua negra ofrece proteínas vegetales accesibles para limpiar y nutrir suavemente su cabello. Sus aminoácidos ayudan a reparar el daño en el tallo del cabello, mientras que sus proteínas recubren, fortalecen y protegen el cabello. Repleto de vitaminas y minerales, así como de aminoácidos, la quinua puede fomentar el crecimiento del cabello al mismo tiempo que previene su quiebre.
La manteca de karité es altamente hidratante y enriquecida con vitaminas A y E, junto con ácidos grasos esenciales, para ayudar a aumentar el brillo y reducir el frizz. También ayuda a proteger el cabello del daño por calor causado por planchas y secadores.
El aceite de dátiles ha demostrado que ayuda a hidratar y suavizar el cabello. Con su alta concentración de antioxidantes, ácidos grasos esenciales y vitamina E, los beneficios del aceite de dátiles del desierto ayudan naturalmente a aumentar la elasticidad y restaurar el brillo del cabello opaco y sin vida en forma constante.
El aceite de coco es rico en ácidos grasos que nutren e hidratan el cuero cabelludo y el cabello.
Se ha demostrado que las bayas de enebro ayudan a reducir el dolor muscular y articular.